Posteado por: Diego Grillo Trubba | 12 mayo, 2008

Sonia 13: El cumpleaños de mamá

Martes 1 de abril.

Llamo a mi vieja por la mañana. Ella atiende, lo primero que digo es “feliz cumpleaños”. Ella dice gracias, yo le pregunto cómo empezó el día. Ella dice que bien. Ella dice, en verdad:

-Bien, sin nietos.

“Sin nietos” debe traducirse como: mi hermano continúa sin novia estable, mi hermana se divorció del marido y yo, bueno, para qué profundizar. “Sin nietos” puede traducirse, también, como que el regalo que ella espera de este, su cumpleaños número sesenta y uno, sea que alguien le diga que va a ser abuela. Difícil que el chancho chifle.

Paso el día pensando en eso. Mamá y su ausencia de nietos. Mamá y su ausencia de hombres, también. Su primer marido, mi padre, una relación triste que, como corolario, dejó a quien esto escribe/piensa/relata. Se segundo marido, el padre de mis hermanos, aún más desastroso: un analista que no sólo era infiel con mi vieja, sino que se acostaba con sus pacientes (los de él, no los de ella). Desde entonces, nada. Por lo menos nada que ella cuente. Hay, en ella, mi vieja, un aire de queja constante. Algo que ninguna de sus analistas consigue apagar. Mamá es de esas analistas que consumen analistas. En fin. Al menos la acompaña Malena, la perra labradora.

En su casa, por la noche, cuando está a punto de apagar las velitas, dice:

-Sesenta y un años, y tan sola.

“Tan sola” podría traducirse como “sin pareja”. “Tan sola” podría traducirse, también, como que sus tres hijos ya partimos del nido. “Tan sola” debe traducirse, de acuerdo a su forma de pensar, como “sin nietos”. Y ya dije como se traduce “sin nietos”.

Anuncios

Responses

  1. Pobre, me parte el alma 😦

  2. Elem, somos EL proyecto de nuestros padres, siempre estan esperando ciertas cosas que ellos creen que nos van a hacer más felices.
    Eso hicieron cuando éramos niños y servía para crecer.

    El error es dejar que esos SUS deseos sean presiones. Permitir que SUS expectativas nos den malestar. Porque aunque no lo hacen con maldad, puede ser horrible.

    Ja releí el comment y va a parecer que somos hermanos!!

    Entiéndase que me refiero a “los padres” como entidad universal.

    Abraxo Maléfico

  3. me uno a la moción: ningún hijo se suelta sin asegurar un respuesto (incluyendo la neutralización de consuegra acaparante de los nietos)

    que tengas buena semana, Elemental

  4. Jesi, ¿mi vieja o yo?
    Mostro, gracias hermano por tus consejos.
    Maniática, no entendí.

  5. Soy una mujer!!!! 😦

  6. Una hermanita tal vez 😛

  7. Me da pena.
    ¿El marido de tu hermana era el que bailaba tango?
    Si es así, entonces es reciente el divorcio.
    No quiero implicar que es el centro de todo, pero qué año duro para tu mamá, entonces (de algunas ilusiones caídas). Bah, qué vida dura, por lo que contás.
    Pero ella debe saber que el fin no justifica los medios (nietos siendo el fin, los medios que sus hijos estén en relaciones que no les hagan bien). Supongo que lo aprendió con Sonia 04. Espero que no se haya olvidado.

  8. Mostro, ¡perdón!
    Margot, sí, el que bailaba tango.

  9. Nada raro lo de tu madre. A partir los 60, la falta de nietos es lo mismo que la falta de hijos a los 30. Es más, diría que las mujeres tenemos hijos para después tener nietos (y bisnietos, y tataranietos, y…)

    Las mujeres somos las que nos encargamos de la reproducción de la especie (García Márquez dixit). Por eso es que vivimos más, también.

    Muy lindo el post.

  10. Medio mame idish tu mamá, no? (aunque la entiendo)

  11. Tulip, me parece que debe ser mamá tana, que es igual pero más entusiasta aún.

  12. Si, si, tenés razón. No habló nada de suicidio ni que “se van a arrepentir cuando no esté”…

  13. […] commento se lo dejé a elem, pero me parece que el mostro que me lo dictó tenia algo de […]

  14. Mi suegra siempre me dice algo estilo “¿y para cuándo los nietos?”. Siempre estoy tentada de decirle “Suficiente tengo con su hijo, señora”.

    Qué mal el analista…

    Me gustó este post.

  15. Me entristeció saber que tu hermana se divorció. Pobre tu mamá, pero con 61 años, se sigue siendo joven!


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: