Posteado por: Diego Grillo Trubba | 6 mayo, 2007

Sonia 04: Freddy Krueger siempre vuelve (2)

Jueves (cont).

Salgo del diario, me tomo el subte y llego a casa más tarde que de costumbre. En verdad, no me importa la hora a la que regreso: es verano, no tenemos cable, no tenemos internet, por lo que cuanto más tarde vuelva mejor. Al entrar en el departamento, levanto el tubo del teléfono: dos interrupciones en el tono, alguien llamó y dejó mensaje, pero lamentablemente no sé cuál es la contraseña para escucharlos. Voy al baño. Mientras meo, suena el teléfono. Interrumpo, me cierro el pantalón, voy hasta el dormitorio, levanto el tubo con la esperanza de que sea mi vieja diciéndome que encontró un depto. No es mi vieja. Es Sonia 04.
-¿Elemental?
-¿Sonia 04?
-¿Dónde estabas? Te llamé antes y no había nadie.
-Pasé por el diario a ver al Editor Más Fachero -de repente, al hablar, me pregunto por qué le estoy dando esta clase de información-… ¿Qué pasa?
-No, yo te llamé antes.
-Sí, te escuché. ¿Pasó algo? ¿Necesitás pasar por el depto?
-Sí. No. No es eso. Quiero verte, si no te molesta.
-¿Pero pasó algo?
-Quiero verte.
-A ver, Sonia 04. La última vez que me dijiste que me querías ver, es decir hace cuarenta y ocho horas, después medio que te olvidaste…
-No me olvidé, Pipu.
-…bueno, lo que sea, la cuestión es que ambos la pasamos muy mal, y no entiendo para qué querés que nos veamos.
Un segundo se silencio.
-Quiero abrazarte.
Me llevo una mano al rostro. Del otro lado de la línea, se escucha que llora.
-No llores -digo.
-Es que estuve pensando, todo lo que nos queríamos, esto no puede terminar así…
-Bueno, Sonia 04, pero terminó. Ya está, no tiene sentido.
Llora más.
-No te pongas así. ¿Estás en el consultorio de Lanús? ¿No tenés que atender?
-Tengo un paciente esperando.
-Bueno, calmate, así no podés laburar.
-Pero quiero verte, quiero abrazarte.
Hago un instante de silencio. No para mantener suspenso, sino porque no sé qué hacer. No me gusta que llore. Me siento culpable.
-Bueno, está bien.
Deja de llorar.
-¿En serio?
-Sí, nos vemos. Sin abrazo, eh.
-Gracias, Pipu. Te dejo porque tengo que atender. Ni bien termino voy para allá.
Y corta.
Otra vez sopa.

Anuncios

Responses

  1. inevitable pensar en el pobre paciente que la tuvo que sostener…


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: